La Sagrada Familia: El Pilar de La Vida Cristiana

Sin María, José y Jesús no existiría la Iglesia. Sus historias pusieron los cimientos de la vida cristiana, convirtiendo así a la Sagrada Familia en la piedra angular del Cristianismo.

Algunas obras apócrifas relatan que José se casó con María a la venerable edad de noventa años. En aquel entonces él ya era viudo y padre de seis. Cuidó de María hasta que ella cumplió la edad legal para casarse.

Según la Sagrada Escritura, cuando José descubrió que María estaba embarazada decidió divorciarse de ella, aunque su índole misericordiosa evitó que expusiera su deshonra al público. Sin embargo, no pudo llevar a cabo su voluntad, ya que un Ángel se le manifestó para informarle de la misión en la que estaba a punto de embarcarse: tenía que abandonar su intención de divorcio para cuidar de María, porque era el hijo del Señor el que ella llevaba en su seno. Este suceso define el rol protectivo y de apoyo del marido, creando las bases para la vida familiar cristiana.

San José con el niño Jesús.

Por otro lado, María, una joven nacida sin pecado, creyente ejemplar y devota, siempre al servicio de Dios, aceptó el destino de convertirse en la Madre de Dios sin mostrar la mínima vacilación. Humilde y obediente, demostró ser fuerte y luchadora incluso en situaciones de extrema dificultad, la más cruel de todas la muerte de su Hijo.

Anunciación.

Y finalmente, Jesús, el Hijo de Dios, el ‘ungido por el Espíritu Santo’. De manera similar a sus padres, él recibió su hado con valentía y fe, ofreciendo a la humanidad el más grande de todos los sacrificios: su propia vida. Su gesto extremo nos purifica de todos los pecados y nos hace partícipes de su doctrina.

Crucifixión.

Las familias terrenales están invitadas a tomar ejemplo de María, José y Jesús, la Sagrada Familia representando la Iglesia doméstica llena de fe, amor y devoción, donde se aprenden las primeras enseñanzas cristianas y se rezan las primeras oraciones.

La sacralidad de la familia está sancionada por el cuarto mandamiento, que dice lo siguiente:  «Honra a tu padre y a tu madre, para que se prolonguen tus días sobre la tierra que el Señor, tu Dios, te va a dar».

Si estás buscando un objeto para celebrar la unión de tu familia, echa un vistazo a nuestra línea de productos dedicada a la Sagrada Familia aquí.