Todo sobre el Escapulario del Carmen

Para muchos cristianos, llevar el Escapulario significa mostrar su devoción a la Virgen del Carmen. Encuentra aquí los conceptos básicos acerca de este instrumento de fe cristiana.

Escapulario Virgen del Carmen

Este escapulario figura entre los símbolos marianos más conocidos y amados, además de ser un sacramental de grande importancia, reconocido e instituido por la Iglesia.

Escapulario del Carmen: ¿qué es?

El término viene del latín scapularium y hace referencia al concepto de “hombro” y “espalda”. Efectivamente, el escapulario devocional es una versión miniaturizada del escapulario monacal típico de algunas congregaciones religiosas, como la carmelita y la dominica.

El escapulario de la Virgen del Carmen se compone de dos piezas rectangulares de tejido marrón conectadas con dos cintas sutiles, de modo que se puede echar al cuello con los dos rectángulos colgando por delante y por detrás.  

ESCAPULARIO CARMELITA >

El origen de este objeto devoto se remonta al año 1251, cuando la Virgen apareció a Simón Stock, el superior de la Orden del Carmelo, prometiendo la salvación a los que llevasen el escapulario marrón.  

Llevar el escapulario hoy

Se trata de un objeto de devoción muy simple, y por lo tanto lo puede llevar cualquiera que tenga devoción a la Virgen del Monte Carmelo. Es costumbre llevarlo colgando del cuello, debajo de la ropa. Las dos piezas representan respectivamente a la Virgen del Carmen  — también conocida como María del Monte Carmelo — y el Sagrado Corazón de Jesús. Los dos otorgan salvación, protección y paz a los que llevan el escapulario con fe.

ESCAPULARIO DE PLATA >

Artículos relacionados:

La evolución del Escapulario →